Qué leer en la boda de tu mejor amiga

Lasamigasdelanovia_lecturaboda

Tu amiga te ha pedido que leas en su boda, ¿verdad?

Creías que te ibas a librar, pero no. Lógicamente ella quiere que seas partícipe de su día y tú en el fondo también quieres, pero esos nervios escénicos pueden contigo.

Aún faltan unos meses para el gran día, te da tiempo a prepararte: pensar en lo qué vas a decir, escoger las palabras exactas, plasmar todo en el papel y practicar, sobre todo practicar.

Por muy acostumbrada que estés a hablar en público, ese día estarás hecha un manojo de nervios, y aunque no lo estés en los momentos previos, una vez salgas delante de tu amiga y su futuro marido, lo estarás.

Ponerte delante de los novios y decirles lo que sientes es muy emocionante y, tanto tú como los novios, con los sentimientos a flor de piel, no vais a poder controlar las lágrimas.

Así que, una vez asumido que vas a hablar y vas a llorar (sí ¡y mucho!), vamos con consejos concretos para que todo salga a la perfección:

  • Prepáralo con tiempo. No lo dejes para el último momento. Escribir algo que realmente represente vuestra amistad conlleva un tiempo. Además, si lo haces en las últimas semanas con el caos que se vive y los nervios, no conseguirás escribir algo profundo. Cuanto antes empieces, mejor.
  • Hazte un esquema cronológico y apunta los momentos más importantes. ¿Cómo y cuándo os conocisteis? ¿Qué pensaste de ella? ¿Cuáles fueron vuestras primeras vacaciones juntas? ¿Qué pensaste cuando conociste a su futuro marido? ¿Alguna anécdota divertida? ¿Qué sentiste cuando te dijo que se casaba?
  • A la hora de redactarlo no te apures. No tiene que ser una narración literaria perfecta. Únicamente tienen que salir a la luz los mejores momentos de vuestra amistad y qué significa su amistad para ti.
  • Si salir a hablar te causa muchos nervios y vas a pasar muy mal rato, únete a alguien. ¿Tiene hermanas? ¿Alguna amiga especial más? ¿Tu pareja puede acompañarte?
  • ¿Intentas escribir y no te sale nada? ¿Tienes mil y una historias pero no sabes cómo plasmarlas en el papel? Entonces lee. Lee a otras chicas como tú, toma prestadas frases para empezar, utiliza algún párrafo de un libro que le guste o usa una estrofa de una canción que signifique mucho para ella.
  • No te obsesiones con que un discurso tiene que durar más o menos tiempo. Di lo que tengas que decir, dilo bonito y dilo de corazón.
  • Dale un toque de humor. No es necesario hacer de la lectura un drama. Si tenéis una historia divertida juntas, aprovéchala y cuéntaselo a los invitados. Esto quitará un poco de hierro al asunto.

Aunque cada boda, cada discurso, cada novia y cada amiga son diferentes,  hoy compartimos uno de los discursos más bonitos que nos ha tocado leer, por si os puede servir de inspiración:

Bienvenidos,

Antes de nada agradeceros a todos el estar hoy aquí. Especialmente a los novios.

Hoy celebramos un gran día, porque se unen dos personas que se quieren y que desean compartir su vida juntos: x e y.

Amiga, no sabes lo mucho que me emocioné al verte con ese vestido, estabas y estás preciosa y tu rostro expresa alegría y felicidad. Agradezco que hayas contado conmigo durante este camino y que me hayas tenido en cuenta para poder participar de este bonito día.

Cuando éramos pequeñas, nos preguntábamos como sería nuestra vida, soñábamos con nuestra casa, imaginábamos nuestra boda e idealizábamos cómo serían nuestros hijos.

Media vida compartiendo historias, evolucionando, planeando, decidiendo y equivocándonos también.

Y ahora aquí estamos, amiga, a punto de que inicies una nueva etapa en tu vida.

Conozco a x de hace bastantes años, un día se me encendió la bombilla y pensé que quizás podría congeniar con mi amiga. Les presenté y fuera como fuese surgió el amor. Enseguida se notó la enorme conexión que había entre ellos.

Y hasta hoy, que van a celebrar el día de su boda.

No quiero alargarme mucho, expresar en unas líneas lo contenta que me siento por vosotros es prácticamente imposible. Sólo decir que os deseo lo mejor, que esta promesa que hoy os hacéis, habréis de mantenerla y con paciencia, respeto, ternura y comprensión tendréis que alimentarla para que crezca.

Deciros también, que aquí tenéis una amiga, que os acompañará en esta aventura que hoy comienza.

Hablo por mí, y seguro que por el resto de personas que hoy nos acompañan, diciendo que os deseamos toda la felicidad del mundo y que disfrutéis hoy y siempre de vuestro amor.

Os quiero.

 

Esperamos haberos servido de ayuda con este post y os animamos a disfrutar del momento, a reír y a llorar, porque la boda de vuestra mejor amiga no es todos los días.

Comparte en las redesShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterEmail this to someone

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies