Frases bonitas para el discurso de la boda de tu amiga

Lectura boda amiga

Muchísimas nos habéis preguntado por esto: ¿qué leo en la boda de mi mejor amiga?

Preparar el discurso para la boda de tu amiga, hermana o prima es una tarea dificilísima. En este post os dejábamos nuestros consejillos para que el discurso fuera un éxito y un ejemplo de discurso para tomarlo como referencia en caso de no saber ni por dónde empezar. Bien, pues hoy queremos recomendaros frases bonitas, canciones, extractos de libros y otras ideas para que podáis añadir al discurso de la boda de tu amiga como colofón.

En Internet podréis encontrar miles y millones de ideas, pero os dejamos una selección que nos ha llegado al corazón 😍

Frases para leer en la boda de tu amiga:

1. El diario de Noa:

«Hay muchas formas de quererse, ¿sabes? Pero la suya era… total. Un amor puro, increíble, alucinante. Un amor especial como hay pocos. Y ellos lo sabían. Todos los enamorados del mundo creen que su amor es único y distinto, pero el de ellos sí lo era. Estaban hechos el uno para el otro, se tenían y deseaban fundirse en uno solo, cuando estaban juntos el tiempo se aceleraba, y cuando estaban separados se hacía eterno. Cada beso, cada caricia, era un puro sentimiento desnudo. Podían pasarse horas mirándose a los ojos y nada más, pero cuando se acariciaban, se besaban… entonces… no hay palabras para describir esa emoción.»

2. Victor Hugo:

Cuando por fin se encuentran dos almas, que durante tanto tiempo se han buscado una a otra entre el gentío. Cuando advierten que son parejas, que se comprenden y corresponden, en una palabra, que son semejantes, surge entonces para siempre una unión vehemente y pura como ellas mismas.

Una unión que comienza en la tierra y perdura en el cielo. Esa unión es amor, amor auténtico, como en verdad muy pocos hombres pueden concebir, amor que es una religión, que deifica al ser amado cuya vida emana del fervor y de la pasión y para el que los sacrificios más grandes son los gozos más dulces

3. Cuando Harry encontró a Sally.

“Te quiero cuando tienes frío estando a 21º, te quiero cuando tardas una hora para pedir un bocadillo, adoro la arruga que se te forma aquí cuando me miras como si estuviera loco. Te quiero cuando después de pasar el día contigo mi ropa huele a tu perfume y quiero que seas tú la última persona con la que hable antes de dormirme por las noches. Y eso no es porque esté solo ni tampoco porque sea Nochevieja. He venido aquí esta noche porque cuando te das cuenta de que quieres pasar el resto de tu vida con alguien deseas que el resto de tu vida empiece lo antes posible”.

4. Jacinto Benavente:

«En asuntos de amor, los locos son los que tienen más experiencia. De amor no preguntes nunca a los cuerdos; los cuerdos aman cuerdamente, que es como no haber amado nunca»

Frases bonitas para discurso de boda

5. Mario Benedetti.

Te quiero para volvernos locos de risa, ebrios de nada y pasear sin prisa por las calles, eso si, tomados de la mano, mejor dicho… del Corazón.
Te quiero como para sanarte, y sanarme, y sanemos juntos, para remplazar la heridas por sonrisas y las lagrimas por miradas en donde podremos decir más que en las palabras.
Te quiero por las noches en las que faltas, te quiero como para escuchar tu risa toda la noche y dormir en tu pecho, sin sombras ni fantasmas, te quiero como para no soltarte jamás.
Te quiero como se quiere a ciertos amores, a la antigua, con el Alma y sin mirar atrás.

Y por último, y aunque es una frase cortísima (aunque preciosísima), como 5.1 añadimos esta frase que le dedicó Chandler a Mónica en Friends:

«Me haces más feliz de lo que podría ser, y si me dejas pasaré el resto de mi vida intentando hacer que sientas lo mismo. «

Esperamos que estas ideas os hayan ayudado a darle el cierre final a vuestro discurso. No olvidéis, que digáis lo que digáis, si lo decís de corazón, va a ser emocionante e inolvidable.

No tiene que ser largo, no tiene que tener una narrativa perfecta, no tiene que tener palabras cultas. Dile lo que sientes, lo que ella significa para ti, lo que te alegras de que su gran día haya llegado y de que tú estés presente en él.

Dile todo esto y añade alguna frase bonita y te aseguramos que el éxito (y las lagrimitas) está garantizado. No tiene que ser largo, no tiene que tener una narrativa perfecta, no tiene que tener palabras cultas. Dile lo que sientes, lo que ella significa para ti, lo que te alegras de que su gran día haya llegado y de que tú estés presente en él.

No olvides visitar nuestro post de «Qué leer en la boda de tu mejor amiga» para revisar que cumples con todo lo imprescindible.

Comparte en las redesShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies